Una carta a mi México querido.

No hay comentarios

México querido, van meses que te pienso a diario, simplemente…no logro sacarte de mi cabeza. Hace tiempo que quería escribirte esta carta, sé que es totalmente inesperada, pero ha llegado el momento de discutir algunas cosas.

Creo que lo más correcto es introducirme, soy una joven de clase media que actualmente se encuentra a la mitad de su carrera y forma parte de los millones de jóvenes que pronto serán tu futuro. Creo que eso es lo más abrumador, saber que en unos años todas las consecuencias de lo que está pasando ahora recaerán sobre nosotros y he de decir, que no estás encaminado a ser el lugar donde quiero que crezcan mis hijos.

México querido, siento la responsabilidad de decirte que estas en la dirección correcta para tocar fondo. No me refiero al gobierno, ni al narcotráfico en especial, sino al país en general, con cada uno de tus habitantes incluidos. No sé en que momento has llegado a pensar que el fin justifica los medios, aclaro una vez más, lo digo tanto por las autoridades como por los ciudadanos.

Me aturde entrar a las redes sociales, las noticias están llenas de encabezados que dicen “corrupción”, “represión”, “asesinato”, ”marchas”, no sé cuáles sean ciertas y cuáles no, ni las verdaderas razones detrás de ellas; lo que si se es que algo no está bien, es como si te hubieras roto. México querido, ¿Cuándo empezó esto? ¿Acaso ha empeorado en los últimos años? o ¿Siempre ha sido así y antes era demasiado pequeña para entenderlo?

México querido, en esta oportunidad me gustaría primero dirigirme a las autoridades y a tu gobierno. Señor presidente, señores diputados, senadores, magistrados, autoridades federales y estatales, sé que cada uno de ustedes son individuos independientes y que en algunos casos no deberían cargar con mala fama por culpa de otros, pero la cosa esta así y es tiempo de que se pongan muy bien los pantalones porque vienen momentos difíciles. Es un sistema, síganlo con rectitud, si la tentación es más grande que ustedes, renuncien, recuerden que lo que hagan ahora es el legado que le dejarán a su familia.

México querido, ahora me quiero referir específicamente a tus ciudadanos. Ustedes son el corazón de México, tienen tanta responsabilidad por la actual situación en la que nos encontramos como el gobierno mismo. Ciudadanos, infórmense, estudien, en especial los jóvenes, somos el futuro de México, hay que aprender de lo que está pasando para que cuando sea nuestro tiempo no repitamos los mismos errores. Recuerden que carece de credibilidad todo movimiento estudiantil en contra de la corrupción de autoridades por el narcotráfico, cuando los jóvenes son los principales clientes de los cárteles de drogas. Estamos en un país libre, exprésense, pero por favor no repitan argumentos sin sentido solo porque los escucharon de otra persona o por querer alimentar su “ímpetu revolucionario”. No pretendan ni le acrediten el caos de nuestro país a una sola persona , no sé si nuestro señor Presidente sea responsable de todo lo que se le acusa, en verdad lo desconozco, pero es importante entender que hay cientos de personas que se ocultan detrás de él.

México querido, me dueles tanto…. ¿Qué no te das cuenta? No es una lucha del fuerte contra el oprimido, esto es una batalla de más jugadores, donde cada quien defiende sus intereses. México querido ¡despierta! He vivido lejos de ti un tiempo y fue lo suficiente para darme cuenta de lo que en verdad me importa de ti, la gente, nuestras tradiciones, tu belleza. ¿Acaso no es eso lo que todos queremos? Tanto estudiantes, maestros, políticos, trabajadores, ¿No queremos un México mejor? ¿No buscamos un México donde todos podamos tener la oportunidad de ser quien queremos ser a partir nuestros propios esfuerzos y con pleno ejercicio de nuestros derechos humanos?

México querido no simplemente me escupas lo que no te gusta de ti cada vez que te ves al espejo, dime que es lo que quieres y como lo vas a lograr. Criticas a tus a políticos y autoridades, pero solo te limitas a eso, a criticar, difícilmente a aportar una solución. México querido, vienen tiempos difíciles, no te rindas, recuerda que el conocimiento es poder; edúcate, exprésate, denuncia, vota, opina, no fomentes la corrupción y te prometo que algún día saldremos de esto juntos.

México querido, sin más que decir por el momento me despido, recuerda que tengo fe en ti.

Atentamente, tu futuro.

-APAE

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s